Reserva Paisajística Nor Yauyos Cochas: Belleza escénica, disfrute y distracción.

YAUYOS.- El Perú a lo largo de su territorio tiene más de 70 áreas protegidas y solo dos reciben el nombre de Reserva Paisajística, una de ellas es la Nor Yauyos-Cochas,  que se encuentra ubicada en los departamentos de Lima y Junín. Gran parte de su superficie (62,1%) se ubica en el departamento de Lima, provincia de Yauyos, distritos de Alis, San Lorenzo de Quinti, Tanta, Huancaya, Tomas, Vitis, Miraflores, Carania y Laraos; una superficie menor (37,9%) se halla en el departamento de Junín, provincia de Jauja, en los distritos de Suitucancha, Llocllapampa y Canchayllo. Para llegar pueden ubicarse a 290 km (vía Carretera Central) o 320 km (vía Cañete) al sureste de la ciudad de Lima (8 horas).
Manolo del Castillo, conductor de la producción Reportaje al Perú, nos muestra en los siguientes videos su reportaje denominado “Yauyos la sinfonía del agua” explica al detalle cómo llegar.






El área de la Reserva, presenta una diversidad de ecosistemas, dominada por paisajes de altas montañas cuyas laderas y vertientes poseen una topografía muy accidentada, divididas fuertemente por cauces y fondos de valles profundos, producto de la fuerte segmentación fluvio-glaciar ocurrida en forma paralela al rápido levantamiento de la cordillera desde fines del Cretácico hasta el Cuaternario. En estas reducidas extensiones se encuentra asentada la población humana dedicada principalmente a las actividades agrícolas.

Su geología es variada, incluyendo unidades litológicas que abarcan desde el Triásico Superior (231-208 millones de años) hasta el Cuaternario Reciente (hace 12 000 años). Estas están representadas por rocas volcánicas cenozoicas, stock del batolito costero y formaciones sedimentarias del Cretácico (Tercer y último período de la Era Mesozoica).

El comportamiento estructural de esta región es el resultado del movimiento tectónico de la cordillera occidental andina, siendo este especialmente intenso en la zona norte. Las principales estructuras tectónicas presentes son fallas longitudinales, cabalgamientos y alineaciones de pliegues con dirección dominante Nor Oeste – Sur Este.

Las cuencas de los ríos Cañete y Cochas-Pachacayo cuentan con diversas fuentes de aguas superficiales (ríos, quebradas, lagunas, glaciares, manantiales y aguas de recuperación), cuyo uso potencial no es el óptimo debido a la falta de una adecuada identificación y evaluación de las mismas, no conociendo sus características básicas como disponibilidad o ubicación espacial. En el caso de la agricultura bajo riego, si se contara con mejor mantenimiento y modernización de la estructura de los sistemas de conducción del agua, se podría incrementar la producción agrícola de la RPNYC.

La flora silvestre es un componente principal de los ecosistemas y es considerada como un recurso natural importante para la vida del hombre y de la fauna silvestre. El conocimiento de su potencial basado en su diversidad florística, producción maderable y de servicio ambiental, permite orientar las políticas nacionales, regionales y locales, para lograr su conservación, recuperación y aprovechamiento sostenible.

Existen registros preliminares de la flora silvestre en la RPNYC –con un área de 222 168,5 ha, comprendida entre la cuenca alta del río Cañete y la del río Pachacayo, como figura en el Plan Maestro 2006-2011 de la Reserva (INRENA, 2006)– en donde se identificaron un total de 153 especies de plantas, con predominio de las familias asteráceas y poáceas.

Según el Mapa de Ecorregiones del Perú, la RPNYC se ubica con una pequeña porción en la Serranía esteparia y con la mayor parte en la Puna. De acuerdo al Mapa Ecológico del Perú, se ubica en las zonas de vida: Estepa espinosa – Montano bajo tropical, Estepa – Montano tropical, Bosque húmedo – Montano tropical, Páramo muy húmedo – Subalpino tropical, Tundra pluvial – Alpino tropical, y Nival – Tropical.

Los pastizales altoandinos presentes en la Reserva constituyen un recurso muy importante para la población rural ya que constituyen su principal fuente de ocupación y sustento; sin embargo, es evidente la pérdida de productividad. La incorporación del ganado vacuno y ovino, desde el tiempo de la conquista, prácticamente desplazó a la ganadería nativa constituida por alpacas, llamas y vicuñas, a las zonas más altas e inhóspitas en donde el pasto es más pobre, corto y fibroso. La ganadería introducida se propagó y difundió sin ningún control, produciéndose su degeneración como resultado de los procesos de adaptación a un medio de condiciones ambientales rigurosas, diferentes a su lugar de origen. Este proceso ha determinado que en la actualidad prolifere y predomine el ganado “huaccha”, que se caracteriza por la alta rusticidad adquirida, pero cuyos niveles de producción son bajísimos.

Se considera que el conocimiento y la evaluación del potencial de estas pasturas naturales posibilitará la formulación de planes que permitan regular, normar o legalizar el pastoreo, especialmente de las tierras comunales, que son las que más problemas de productividad presentan; limitar la carga animal; permitir la recuperación natural o dirigida de áreas degradadas por el uso; programar la explotación y manejo del ganado más adecuado a las características predominantes de la vegetación; e incorporar algunas técnicas de mejoramiento acordes con las características bioclimáticas del área.

La fauna silvestre en la Reserva Paisajística, presenta una gran variedad de aves y en menor medida mamíferos, peces, reptiles y anfibios; los artrópodos, en gran número, constituyen una variedad considerable aún no estudiada. Tales características son motivo para plantear estrategias de protección que garanticen la conservación de la biodiversidad. La fauna silvestre presente constituye un patrimonio insustituible porque cada especie alberga información genética como resultado de procesos de adaptación y evolución de millones de años.

Muchas especies de la flora y fauna silvestres tienen un potencial relativamente desconocido, aún sabiendo que poblaciones y especies enteras están desapareciendo debido a la perturbación ejercida sobre el ambiente por las actividades humanas.

Dadas las características físicas, biológicas y paisajísticas, en general, de la RPNYC, sus aptitudes se orientan básicamente a las actividades turísticas y de conservación, sobresaliendo los importantes cuerpos de agua con recursos hidrobiológicos; las cataratas sobre depósitos calcáreos con gran atractivo visual; y las altiplanicies con notable cantidad de bofedales, bosques relictos y matorrales; así como una interesante fauna silvestre.

Fuente: Inventario y Evaluación del Patrimonio Cultural en la Reserva Paisajística Nor Yauyos Cochas – Ministerio del Ambiente – Perú.

#region-lima, #turismo, #yauyos