Huacho recibe con Honores a su Héroe Mayor Fernando Suárez Pichilingue

HUACHO.- Hoy en horas de la noche llegaron los restos del Héroe Huachano ascendido a Mayor Fernando Suárez Pichilingue, declarado así por el Ejército Peruano del Perú y autoridades locales. Será enterrado en la Cripta de los Héroes de Huacho.  Hoy  14 de abril recibió los Honores en la Comandancia General del Ejército en Lima, contando con presencia del Ministro de Defensa Antero Flores Araoz,  el Gr. Contreras, Gn. Otto Virhuez, entre otros. Familiares, amigos,compañeros de estudios del C.E. Mercedes Indacochea, autoridades regionales, locales y ciudadanos de Huacho hicieron llegar su más sentida condolencia a los familiares, dándole la bienvenida con aplausos y honores. Sus restos son velados en el Club Sociedad Obreros de la Unión. Cada 15 de Abril, ha sido declarado Duelo Regional y todas las Entidades del sector Público y Privado deberán hizar el Pabellón Nacional a media asta. Huacho.info le hace conocer su Historia.

Los Honores:

Al promediar la una de la tarde del 14 de Abril, el féretro del destacado Oficial arribó a bordo de un avión Antonov de la Marina de Guerra en presencia del Jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, General de Ejército Francisco Contreras Rivas; el Comandante General del Ejército, General de Ejército Otto Guibovich Arteaga; el Jefe de Estado Mayor del Comando Conjunto, Almirante Jorge de la Puente Ribeyro; y los Jefes de Estado Mayor de la Marina de Guerra y la Fuerza Aérea en representación de los comandantes generales de su respectiva institución.

Su Historia:

Honores Fernando Suárez en Lima 2Nació en Socabaya (Arequipa) el 13 de diciembre de 1977. A los 5 años de edad se fue a vivir a la ciudad de Huacho estudiando su primaria en el Colegio Flor de Maria Drago y su secundaria en el Colegio Mercedes Indacochea, destacando en actividades deportivas como el basketball y la natación; desde entonces su capacidad deportiva sobresalió, convirtiéndose en un ejemplo y sobre todo en un líder para sus demás compañeros de colegio. Desde muy temprana edad soñaba con vestir el uniforme verde olivo y ser un militar ejemplar, tanto así que fue un autodidacta en la preparación para postular a la Escuela Militar de Chorrillos ingresando con tan solo 19 años e integrando la CVI Promoción Héroes del Cenepa, en el 2001. Sus compañeros de promoción lo recuerdan como uno de los principales promotores de acuerdos y/o concertaciones para unir a la promoción, estando en todo momento preparado físicamente y mentalmente para representarla en las competencias de atletismo.

Sus altas calificaciones en los cursos de Paracaidismo Militar, Combate Contrasubversivo, Maestro de Salto, Caída Libre y el Curso Básico de Inteligencia revelaron su óptima preparación física y profesional, con lo que se evidencia su férreo compromiso con su labor castrense y con la Patria.

Asimismo, es importante destacar su preocupación por los Derechos Humanos tanto así, que participó del Curso Básico de Derecho Internacional Humanitario y Derecho Internacional de los Derechos Humanos, conocimientos que le permitieron, sin duda alguna, hacer frente de manera impecable a cualquier situación operacional junto a su patrulla, evidenciándose su auténtico liderazgo sobre su personal.

Su familia lo recuerda como un hombre íntegro, solidario y respetuoso de su prójimo, siempre preocupado por superarse. Constantemente se capacitaba y difundía sus conocimientos a los demás, tanto así que participó en el programa de alfabetización del Ejército en el departamento de Ayacucho.

Con el grado de subteniente prestó servicios en el Batallón de Infantería Motorizado de Reserva N.° 14 (Arequipa), Batallón de Infantería Motorizado N.° 34 (Pampa Cangallo, Ayacucho) y Escuela de Comandos del Ejército (Chorrillos, Lima). A su ascenso a teniente sirvió en el Batallón de Tanques N.° 221 (Samegua – Moquegua), Batallón de Infantería Motorizado N.° 13 (Arequipa), Batallón de Infantería Motorizado N.° 51 (Huanta – Ayacucho) y en la Escuela de Inteligencia del Ejército (Chorrillos, Lima).

Era su segundo año de capitán como Comandante de Compañía en el Batallón de Infantería Motorizado N.° 51 de la 2da Brigada de Infantería (Huanta – Ayacucho) cuando todos sus sueños, ambiciones y esperanzas se truncaron con una brutal emboscada narcoterrorista.

El Comunicado Oficial Nº 010-2009-CCFFAA del 10 de abril del 2009, confirmó el atentado terrorista contra una patrulla del Ejército del Perú, al Nor Oeste del Centro Poblado Menor de Sanabamba (Ayacucho). En el artero ataque, mediante la explosión en serie de cargas de dinamita, perdió la vida el valeroso soldado Suárez, quien tenía pensado volver a Lima para postular a la Escuela de Operaciones Sicológicas del Ejército, porque una de sus vocaciones dentro de la Institución era el ser un eficaz comunicador social.

Aunque en estos momentos ninguna palabra puede llenar el vacío dejado por Fernando, su ejemplo de honor y patriotismo – al igual que las acciones de sus 12 hijos, como él consideraba a los integrantes de su patrulla – deben quedar imperecederos en los corazones de todos los peruanos y servir de impulso para terminar con el dolor y terror en los pueblos más pobres del país.

Fuente: Ejército del Perú

#huacho